Setas mágicas o aluciónegas, con psilocibina

Oregón podría votar en 2020 si legaliza las «setas mágicas»

El secretario de estado de Oregón ha aprobado una iniciativa de votación que tiene como objetivo legalizar que los terapeutas autorizados puedan cultivar setas con psilocibina y las puedan administrar a los pacientes.

La medida está encabezada por la Iniciativa de Servicios de Psilocibina de Oregón para 2020, y también busca reducir las sanciones penales relacionadas con el cultivo y la posesión de las que se conocen como setas mágicas o setas alucinógenas (aunque no es que realmente produzcan alucinaciones, sino más bien visiones).

La petición deberá obtener 117.578 firmas para poder participar en la votación del estado del noroeste de EEUU para las elecciones generales en el 2020.

Petición de la iniciativa para legalizar la psilocibina en Oregón

La psilocibina ha demostrado ser prometedora como tratamiento potencial para varios trastornos mentales.

En noviembre de 2016, dos ensayos controlados aleatorios concluyeron por separado que el psiquedélico tenía una eficacia significativa y duradera en el tratamiento de la ansiedad y la depresión en pacientes terminales con cáncer.

El primer estudio encontró que una dosis única y moderada de psilocibina produjo «efectos ansiolíticos y antidepresivos rápidos, consistentes y duraderos» en personas que padecen cáncer.

El segundo encontró que una dosis alta de psilocibina produjo un mayor optimismo y una reducción de la ansiedad relacionada con la muerte.

La psilocibina también se ha mostrado prometedora como tratamiento contra el abuso de sustancias.

De acuerdo con un estudio de 2014 publicado en el Journal of Psychopharmacology, doce de cada 15 pacientes dependientes de la nicotina lograron abstenerse después de un tratamiento para dejar de fumar durante 15 semanas que incluyó dosis moderadas y altas de psilocibina.

Un estudio de 2015 con 10 sujetos adictos al alcohol descubrió reducciones significativas en el consumo después de recibir psilocibina, con sesiones de terapia antes y después del consumo.

Aún no se han realizado estudios con muestras de mayor tamaño.

Sin embargo, una búsqueda en la base de datos de ensayos clínicos de la Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU revela que se están realizando varios estudios para evaluar la eficacia de la psilocibina en el tratamiento de la depresión, el trastorno obsesivo-compulsivo, la adicción y los dolores de cabeza por migraña.

En agosto, la empresa británica de ciencias de la vida Compass Pathways recibió la aprobación de la FDA para ejecutar ensayos clínicos en terapia de psilocibina para la depresión. La compañía dijo que las aprobaciones regulatorias para el estudio se han otorgado en el Reino Unido, Canadá y los Países Bajos.

En octubre, Compass Pathways recibió la designación de «terapia de avanzada» de la FDA, lo que significa que su evidencia clínica preliminar puede demostrar «una mejora sustancial con respecto a la terapia disponible».

La promesa de la psilocibina como una intervención terapéutica se ve reforzada por el hecho de que produce pocos efectos adversos.

Una revisión de la investigación sobre terapias psicodélicas, publicada en el Diario de la Asociación Médica Noruega, no mostró informes de efectos adversos graves ni adicción a la psilocibina.

«Las Naciones Unidas clasifican las drogas psicodélicas como sustancias con potencial de abuso, con graves efectos adversos para la salud pública y sin potencial terapéutico, pero esta clasificación ha sido criticada», escribieron los autores de la revisión.

Los consejeros Tom y Sheri Eckert, quienes fueron coautores de la iniciativa de Oregón, escribieron que su intención es «avanzar en un modelo terapéutico innovador que actualmente se está perfeccionando en los entornos de investigación de las mejores universidades del mundo».

Agregaron que visualizan un modelo de servicio «que involucra una secuencia de sesiones facilitadas, que incluyen evaluación y preparación, administración de psilocibina e integración tras la experiencia».

Los Eckert dicen que su medida ayudaría a posicionar a Oregón como pionera en el creciente campo de la investigación psiquedélica.

AGRADECEMOS TU VALORACIÓN

Los comentarios están cerrados.